Tres cucharadas de optimismo

Llevaba toda la semana tratando de explicar cómo me siento y ayer quizá alguien me dio una respuesta.

Mis  compañeras andan preocupadas porque me ven más seria de lo habitual, pero les digo que estoy bien. Algo triste y desencantada (principalmente con el trabajo, la verdad), y al mismo tiempo​ ilusionada por tonterías… ¡como es habitual en mí, por otra parte!

 Elena siempre decía en la adolescencia que mis ojos parecían “tristes pero siempre llenos del brillo de la esperanza”. Y ayer escuché una frase que no sé aún si tiene sentido pero define mi sensación de “tristeza asumida con tres cucharadas de optimismo moderado”, como yo le llamo.  

​Ante el pesimismo de la realidad, el optimismo de la voluntad. (Antonio Gramsci)

    . . . 

Y así, aunque la realidad se imponga con sus males, la combatiremos con voluntad, digo yo… ¿Querer es poder? Parece un buen plan.

Anuncios

4 comentarios en “Tres cucharadas de optimismo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s